Solo una de las ocho fue en Puerto Ordaz, de vecinos de Colinas de Unare. El resto se concentró en distintos puntos de San Félix, reclamando además pernil, entrega de juguetes y tiques del bono Niño Jesús.

Hace un año, Bolívar fue un cataclismo porque una trastada económica terminó como detonante de una debacle. Eso fue la medida con la que el 11 de diciembre de 2016 Nicolás Maduro decretó la muerte del billete de 100, el mismo billete que sobrevivió a sus condenas y que hoy sigue tan vigente como el doloroso recuerdo de los comerciantes que vieron sucumbir sus negocios ante la rebatiña: el dolor que relatan en este trabajo que, en alianza, publican Correo del Caroní y El Estímulo.

“Suspendimos la protesta para darles el voto de confianza y creer en ellos”, dijo una residente de Villa Esperanza, en Guaiparito. Alimentos Bolívar se comprometió a incluir alimentos importantes de la dieta diaria, indicaron.

Este miércoles cerraron los puentes Caroní y Macagua de Ciudad Guayana hasta las 2:00 de la tarde aproximadamente. Las manifestaciones iniciaron el lunes, pero las promesas a destiempo de organismos gubernamentales no han sido suficientes para contenerlas. El compromiso de suministrar bolsas con productos de Alimentos Bolívar no ha funcionado como muro de contención de las protestas.

Persisten las protestas en San Félix para exigir venta de alimentos de Mercal. Los manifestantes decidieron levantar la tranca a la espera de que se cumpla el acuerdo de suministrar alimentos entre lunes y miércoles.

A pesar del robo de unos 42 kilos del producto en la sede del mercado estatal, este miércoles se entregaron las bolsas pautadas para el sector Las Mercedes, en Unare.

Residentes de la comunidad rural Cerro Azul protestaron el jueves por tener tres meses sin recibir comida regulada por el Estado, subsistiendo con yucas y naranjas. Luego de cerrar la calle por dieciséis horas, recibieron una bolsa (2 kilos de arroz, 1 kilo de leche en polvo, 2 litros de aceite, 2 kilos de harina de maíz, una lata de sardinas y un queso fundido) con un contenido que no alcanza para una semana. Acá los relatos de los vecinos que consideran una burla la respuesta gubernamental.

“Las bolsas no cuentan con la cantidad de alimentos correspondientes, esto es un total misterio, una total corrupción”, dijeron los vecinos este jueves, denunciando también fallas de los CLAP de la comunidad.

El dirigente de Primero Justicia denuncia la inoperatividad de Pdval y Mercal en Ciudad Guayana, cuyas estructuras trabajan en menos de 20% de su capacidad instalada, mientras el problema del hambre se agudiza.

Ancianos que acuden al centro añoran la cantidad y variedad de los platos de antes. La población beneficiada es de 85 personas, como mínimo. Si sobran alimentos, se atiende a quienes esperan a las afueras por platos.

Página 1 de 8

Autoridades académicas, estudiantes, ONG y entes públicos participaron en un foro que recalca que sin igualdad ni justicia, el des...

Los guayaneses pagan las consecuencias de la improvisación irresponsable con la que Francisco Rangel Gómez manejó el tema del tran...

La supervisora del Banco Bicentenario explicó que desde el miércoles experimentaron fallas en la plataforma. Las personas de la te...

Exigen a la jueza del Tribunal Primero de Juicio de Violencia contra la Mujer en Puerto Ordaz ceñirse a las pruebas contra el homi...

El tema central de esta XVII edición tiene como tema central el Arco Minero del Orinoco. Entre sus desafíos, intentan convertirse ...